Descubre cuántos tipos de manchas rojas en la piel existen, ¡y elimínalas!

La piel es el órgano más delicado del cuerpo humano. Sé que estarás pensando: ¿es un órgano? ¡pues si! La epidermis es un conjunto de tejidos integrados que cumplen una función de la misma forma que lo hacen el corazón, los riñones o los pulmones. Al estar conformada por varias capas, y estar ser constantemente a diversos factores climáticos, la piel se deteriora con facilidad y tiende a reaccionar de distintas formas cuando se modifican las condiciones normales internas (de nuestro cuerpo) o externas (del ambiente). Y uno de esos resultados son las manchas rojas en la piel.

Así, las manchas en la piel, constituyen una de esas alteraciones, que para nosotras suelen ser un tanto desagradables, pues pueden lucir antiestéticas sobre todo si se sitúan en áreas visibles como el rostro o las manos.

Dentro de este conjunto de procesos, estas máculas rojizas constituyen uno de los más comunes. Al igual que otras lesiones, vienen dadas por ciertos factores que pueden resultar confusos. Determinar exactamente qué las causa no es tarea fácil; y es que normalmente suelen ser confundidas con alergias.

Para algunas de nosotras, son motivo de gran preocupación. Pero, ¡tranquila!, es poco frecuente que sean debidas a cáncer de piel o leucemia, por lo que, si las tienes, no hay que alarmarse.

¿Todas las manchas rojas en la piel son iguales?

Definitivamente no. Cada una de nosotras presentará diferentes tipos, es por ello que a nivel dermatológico podemos dividirlas en tres tipos:

  1. Eritemas. Este enrojecimiento de la piel se debe a la acumulación de células del sistema inmunitario, relacionado con exposición prologada a los rayos UV del sol o a rayos X. Esto produce que las células mueran y se aglomeren en la capa superficial de la piel provocando la mancha. Causan a veces comezón e irritación.
  2. Rosácea. Estas lesiones por lo general, son frecuentes en áreas como nariz, frente, mejillas y mentón. Se presenta regularmente en personas con tonos de piel muy claros, que residen en climas templados o fríos. Se trata de un tipo de piel muy delicada. Quienes desarrollan rosáceas tienen conjuntos de vasitos capilares enrojecidos que forman la mancha en sí.
  3. Pápulas. Son abultadas, rojizas y con un centro de color blanquecino. En algunas ocasiones pueden generar picazón. A veces pueden ser causada por picaduras de insectos. De lo contrario se presentan en personas con antecedentes alérgicos, con asma o rinitis.
  4. Cuando las manchas rojas en la piel presentan dentro un líquido de color blanquecino, se les denomina vesiculares. Por lo general, son dispersas y tienen que ver con enfermedades pues producen fiebre y dolor.

Elimina las manchas rojas en la piel… ¡Manos a la obra!

Luego de identificar qué tipo de lesión tenemos y su posible causa, es que podemos proceder a determinar cuál tratamiento resultará más efectivo para eliminarlas. Por lo general, algunas manchas rojas en la piel, desaparecen por sí solas con el paso de los días, sobre todo si tienen que ver con enfermedades y procesos alérgicos o virales. Sin embargo, todas aquellas que no lo hagan pueden ya catalogarse como dermatitis de contacto.

Si tus manchas persisten, ¿Qué debes hacer entonces?

  • Primeramente, si te producen picazón, debes lavar la zona afectada con vinagre o limón y luego con un jabón de Ph neutro y abundante agua fresca. La comezón se relaciona con infección y los agentes ácidos del limón y el vinagre te ayudarán a minimizar un poco este síntoma.
  • Si tus manchas lucen sumamente irritadas y enrojecidas, es porque están muy inflamadas, sea porque la comezón hizo que te lastimaras o porque de por sí la dermatitis está un poco avanzada. Las lociones que contengan calamina, avena y aloe vera, te ayudarán muchísimo a calmar esta situación. Asimismo, las compresas heladas de agua fría en la zona, tres veces al día te calmarán de forma inmediata.
  • Las cremas que contienen corticoides también son útiles en el caso de estas molestias, sin embargo, siempre debes consultar antes con un dermatólogo.

La alimentación: Otro punto a considerar

Aunque no lo creas, somos lo que comemos, y por más remedios naturales, tratamientos dermatológicos, cremas y soluciones milagrosas que te cuenten, debes solucionar los problemas de raíz. Ya alimentación constituye un punto clave a considerar si quieres eliminar en definitiva las manchas rojas en la piel.

Ante cualquier afección que pueda presentarse en nuestra epidermis, consumir una buena dosis de vegetales verdes y frutas con alto contenido de vitaminas C, B y E, constituyen la base de una buena salud y por consiguiente de una piel radiante y fresca.

Asimismo, evita en lo posible ingerir comidas enlatadas, embutidos o alimentos con altos niveles de químicos que se usen en su preservación, pues todos estos factores desencadenan también procesos alérgicos que se manifiestan como manchas rojas en la piel.

Por último, no dudes acudir a un especialista si el proceso persiste.

Comparte tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.